Camareros muy monos

Un restaurante japonés emplea a dos monos como camareros.

The Kayabukiya es un establecimiento gastronómico que queda al norte de Tokio. Para colaborar con las tareas que llevan a cabo los mozos humanos que allí trabajan han integrado al staff a dos primates.

Yat-chan y Fuku-chan, los dos serviciales monos, reciben como propina por parte de los clientes porotos de soja. El primero de ellos es el que se encarga de acompañar a los comensales a la mesa y de servirles la bebida. El segundo, menos experimentado, les alcanza las toallas calientes.

El dueño del local, Kaoru Otsuka, de 63 años, tenía a los monos como mascotas. Al ver que los simios copiaban la conducta de los mozos se le ocurrió la idea de ponerlos a trabajar.