Si quieres ahorrar, deja a tu novia en prisión

El ahorro es la base de la fortuna. Esto es lo que debió pensar un alemán que dejó a su novia en prisión y evitó gastar los 300 dólares de la fianza.

Magdalena Czerwinska, de 34 años, fue sentenciada a 15 días de prisión por hurto pero podía dicha condena pagando la fianza. Cuando llamó a Max Schuster, su novio, para que pagara la fianza él se negó y le comunicó que prefería guardarse el dinero.

Un portavoz de la policía, comentó al respecto que “el hombre dijo que no tenía ganas de venir hasta aquí a pagar la fianza así que la mujer quedó varada en la cárcel. La gente está muy preocupada por el clima financiero y hace lo que sea para no tocar sus ahorros.”

No se sabe todavía si el noviazgo entre Magdalena y Max proseguirá cuando ella salga de prisión.